GK Game - шаблон joomla Joomla

Canciones que escucha el Grinch

Valora este artículo
(0 votos)

En el mundo anglosajón existe una larga tradición de artistas que editan álbumes completos sobre temática navideña a fin de año. Esta costumbre que sería irremediablemente kistch en el Hemisferio Sur, donde la festividad se vive con más de 30° de calor, despierta un insólito entusiasmo en las audiencias del norte, como lo demuestra la aparición de estas canciones en los rankings de países como Estados Unidos e Inglaterra. Mientras algunos de los músicos que abrazaron la propuesta son predecibles actos de jazz & pop (Frank Sinatra, Mariah Carey, Michael Bublé), nombres tan impensables como los de Weezer, Twisted Sister y Snoop Dogg también fueron de la partida.

Pero toda historia tiene un lado B y esta no es la excepción. Existe una línea alternativa que esquiva el costado más celebratorio de la Navidad para centrarse en su aspecto melancólico o irónico. Una serie de temas ideales para aquellos que cada año sufren las reuniones familiares, las comilonas excesivas y la forzada estética invernal que caracteriza a diciembre. Aquí les sugerimos varias piezas de distintos géneros para escaparse de las representaciones cursis de estas fechas.

The Little Boy that Santa Claus Forgot – Vera Lynn: Un dato curioso muchas veces soslayado es que en la película "The Wall" la primera canción que se escucha no es de Pink Floyd, si no que una tristísima melodía de viejo pop orquestal - género muy popular durante la Segunda Guerra Mundial – sonando antes del ataque de las guitarras eléctricas. La letra de este standard, que detalla la deprimente situación de un niño al que Santa Claus no le trajo ningún obsequio, sirve de anticipo al para el tono oscuro del filme de Alan Parker. Quien lo canta es Vera Lynn, intérprete inglesa que hoy, con 100 años de edad, es una verdadera institución en su país.

Listen, the Snow is Falling – Yoko Ono & John Lennon: Las relaciones entre The Beatles ya eran muy ríspidas en 1969, cuando Lennon se encontraba en plena relación romántico-musical con la artista japonesa. Yoko, famosa por sus chillidos molestos y sus actos vanguardistas, aquí sorprende cantando en un estilo atmosféricamente hermoso. Por supuesto que "This is Christmas (War is Over)" es la canción navideña de Lennon & Yoko que todo el mundo conoce, pero vale la pena descubrir esta gema perdida en la discografía solista del más rebelde del cuarteto de Liverpool.

Father Christmas – The Kinks: Un ataque a Papá Noel por intentar arreglar la miseria de los niños pobres con tontos regalos cuando lo que en realidad necesitan es dinero. Editado en 1977 como single, el tema ayudó mucho a que esta banda británica recuperara su popularidad luego de unos años de perfil bajo. Impulsada por un espíritu punk, la letra refleja a la perfección el cinismo de la época, pudiendo ser considerada como el retrato más incorrecto que existe sobre las contradicciones de la Navidad dentro de esta sociedad desigual. Un tema que le encantaría a Karl Marx.

La Navidad de Luis – León Gieco: Esta tranquila canción folk comparte temática con el alocado tema de The Kinks. El protagonista de la historia rechaza el gesto caritativo y tranquilizador de su patrona, señalándole que sus carencias no se arreglan con un pan dulce y un poco de vino. Esta crítica al perfil burgués de la caridad fue compuesta por el cantautor santafesino a principios de la década del 70', pero recién la grabó en 1980 incluyéndola en su recopilación "Siete años". Al gobierno militar no le gustó el supuesto mensaje "anticristiano" del tema y lo agregó a la extensa lista de música prohibida del periodo. Esto no evitó que el tema se transformara en un clásico de las presentaciones de Gieco.

Merry Chistmas (I Don't Want to Fight Tonight) – The Ramones: La violencia doméstica y los renos y trineos navideños no parecen tópicos compatibles, pero los Ramones siempre supieron cómo unir los temas más inapropiados con un furioso optimismo. La voz sincera de Joey señala el triunfo del amor en el medio del caos "porque la Navidad no es el momento para romperle el corazón al otro". Un mensaje similar tiene "A Fairytale in New York" de los anglo-irlandeses The Pogues, que adorna su descripción trash con litros de alcohol e instrumentación celta.

Christmas

I Hate Christmas – Ren & Stimpy: Los niños terribles del dibujo animado lograron una impensada popularidad durante la primera mitad de los 90', al punto de editar varios discos que prolongaban su universo surrealista en el plano musical. Su segunda producción fue dedicada a la festividad cristiana de fin de año y no hace falta aclarar que tiene un perfil netamente sacrílego. En este blues Ren descarga su odio hacia los villancicos, las campanas, los regalos y a ese "viejo volador y sus escalofriantes mascotas" mientras decide quedarse todo el día tirado en su cama para evitar esa pesadilla. Imperdible.

Don't Shoot Me Santa – The Killers: El éxito pop de esta banda oriunda de Las Vegas, sumado al carácter de sex symbol de su líder Brandon Flowers, hacen que pocos reparen en el espíritu absurdo de algunas de sus canciones. En esa categoría entra este tema, una rareza en la cual Santa Claus se transforma en una figura amenazante. Mención especial para su delirante video, en el que los miembros de de la banda son secuestrados por una versión lunática del ícono navideño.

Estas son solo algunas sugerencias para una lista que podría durar horas. Aquellos que quieran reafirmar su desagrado ante las visitas molestas y las sonrisas falsas que se multiplican en esta época del año ya tienen una banda sonora para su fastidio. Por suerte es solo una vez al año. El resto de los meses pueden corear a todo volumen el himno glam de Sparks "Thank God is Not Christmas" (Gracias a Dios no es Navidad).

Medios

Log in or create an account